Press "Enter" to skip to content

Israel a la CIJ: “Es una guerra trágica, no un genocidio”

Israel defendió la necesidad militar de su ofensiva en Gaza ante la Corte Internacional de Justicia, después de que Sudáfrica solicitara al tribunal que le ordene detener las operaciones en Rafah.

El caso de “genocidio” promovido contra Israel ante la Corte Internacional de Justicia, en el que Sudáfrica pide al alto tribunal de la ONU ordenar un alto el fuego en Gaza, “está totalmente desconectado de los hechos”, declaró Israel ante los jueces el viernes (17.5.2024).

 “Por cuarta vez, Sudáfrica presenta al tribunal una imagen que está totalmente desconectada de los hechos y las circunstancias”, declaró ante la CIJ en La Haya el abogado Gilad Noam, que representa al Estado de Israel. “(El caso) supone una burla de la atroz acusación de genocidio”, dijo Noam.

Antes de la presentación de Israel, varias docenas de manifestantes de manifestantes proisraelíes mostraron fotografías de rehenes tomados por combatientes de Hamás el 7 de octubre y exigiendo su liberación. 

Ayer jueves, la embajadora de Sudáfrica en Holanda, Vusimuzi Madonsela, solicitó al tribunal que ordenara a Israel que “retire inmediata, total e incondicionalmente al Ejército israelí de la totalidad de la Franja de Gaza”. El equipo jurídico sudafricano enmarcó la operación militar israelí israelí como parte de un plan genocida destinado a provocar la la destrucción del pueblo palestino.

En sentencias anteriores, el tribunal ha rechazado las demandas de Israel de desestimar el caso y le ordenó que impidiera los actos de “genocidio” contra los palestinos