Press "Enter" to skip to content

Pedro Castillo asegura que denuncia de fiscal de la Nación es inconstitucional y carece de pruebas

En mensaje a la Nación, el presidente de la República, Pedro Castillo Terrones, calificó de inconstitucional, ilegal y sin fundamentos la denuncia constitucional presentada por la fiscal de la Nación ante el Congreso de la República, asegurando que carece de toda corroboración y pruebas objetivas.

“A la asombrosa celeridad de esta denuncia se suma la abierta exhortación que la Fiscal de la  Nación hace al Congreso de la República al decirles en su mensaje que ella ya cumplió con su labor y ahora le toca al Congreso hacer lo suyo, poniendo en evidencia la no tan sutil concertación para el complot”, señaló desde Palacio de Gobierno.
 
Sostuvo que esta situación es antidemocrática, por lo que denunció ante el país y la comunidad internacional que este tipo de prácticas quebrantan el orden constitucional y democrático. 
 
Aseguró que se está gestando una nueva modalidad de golpe de Estado en el Perú.
 
“Las fuerzas políticas que sumieron al país en el más grande proceso de corrupción de la historia nacional en los años 90, son las que ahora impulsan, como en aquella época, una modalidad de un nuevo golpe de Estado en el Perú”, indicó el mandatario quien dirigió un mensaje al país durante 16 minutos aproximadamente junto a los miembros del Gabinete Ministerial.
 
Aseguró que existe una complicidad de magistrados desde la Fiscalía contra su persona y los integrantes de su Gobierno para realizar una persecución política desde antes que asuma la administración del Estado.
 
“Mi elección como presidente de la República significó el acceso al poder de los sectores sociales provincianos y urbano marginales por primera vez en la historia del Perú. Fue el sueño hecho realidad de las grandes mayorías nacionales, pero los sectores del dinero, los políticos tradicionales que siempre medraron de la corrupción se resisten a aceptar la voluntad popular”, aseveró.
 
En otro momento, sostuvo que se pretende instrumentalizar nuevas formas de torturas psicológica a través de detenciones y prisiones preventivas.
 
“Procesan a funcionarios de mi Gobierno, los presionan para arrancarles falsas declaraciones con el objetivo de comprometerme en delitos que nunca cometí. Se está instrumentalizando nuevas formas de tortura psicológica con las detenciones preliminares y prisiones preventivas para conseguir acusaciones contra mí y mi Gobierno”, cuestionó.
 
De otro lado, dijo que los nuevos golpistas no les importa nada, ni el pueblo, ni su familia ni la Patria. “Yo lo sufro en carne propia, mi hija, mi esposa, toda mi familia han sido agredidas con el único propósito de destruirme, porque no quieren que termine mi mandato”
 
Indicó que entregará el poder al siguiente presidente de la República el 28 de julio del 2026, no antes. 
 
Finalmente, el mandatario reafirmó su compromiso de luchar contra la corrupción.
 
“No soy un corrupto y lo repito hasta el fin de mis días. Todo lo contrario, mi compromiso es el de antes y el de siempre: luchar por terminar contra esta lacra que tanto daño hace al país; sin embargo, si algunos traicionaron mi confianza, que sea la justicia quienes se encarguen de ellos” puntualizó.