Press "Enter" to skip to content

Día de la Tierra: ¿Por qué se celebra el 22 de abril y cuáles son sus antecedentes?

Fecha reafirma el compromiso global por cuidar nuestro planeta

Hoy se conmemora en casi todos los países el Día Mundial de la Madre Tierra, fecha instituida por la Organización de las Naciones Unidas (ONU) a través de una resolución adoptada en 2009 para reafirmar el compromiso y tomar acciones concretas para cuidar nuestro planeta, pero ¿desde cuándo se empieza a tomar conciencia sobre este tema? Conozca su historia.

La Conferencia de las Naciones Unidas sobre el Medio Humano de 1972 celebrada en Estocolmo (Suecia) sentó las bases de la toma de conciencia mundial sobre la relación de interdependencia entre los seres humanos, otros seres vivos y nuestro planeta. 
 
 
Asimismo, se estableció el 5 de junio como el Día Mundial del Medio Ambiente y se creó el Programa de las Naciones Unidas para el Medio Ambiente (PNUMA), la agencia de la ONU encargada de establecer la agenda ambiental a nivel global, promover la implementación coherente de la dimensión ambiental del desarrollo sostenible en el sistema de las Naciones Unidas y actuar como un defensor autorizado del medio ambiente.
 
En 1992, más de 178 países firmaron la Agenda 21, la Declaración sobre el Medio Ambiente y el Desarrollo y la Declaración de Principios para la Gestión Sostenible de los Bosques en la Cumbre de la Tierra, celebrada en Río de Janeiro (Brasil).
 
 
Desde entonces, todos los esfuerzos por crear conciencia medioambiental crecieron exponencialmente: la Cumbre de la Tierra de Johannesburgo en 2002; la Declaración en 2008 del Año Internacional de la Tierra; la declaración oficial de la ONU del Día Internacional de la Madre Tierra; Río+20, donde se elaboró un documento que contenía medidas y prácticas para implementar un desarrollo sostenible; o las más recientes, como la Cumbre del Clima o la COP25, ambas enfocadas al cumplimiento del Acuerdo de París
 
Así, cada año, en las Naciones Unidas se conmemora a nuestra Madre Tierra a través de la iniciativa Armonía con la Naturaleza, una plataforma para el desarrollo sostenible global que celebra anualmente un diálogo interactivo con motivo del día internacional. 
 
Los temas incluyen métodos para promover un enfoque holístico de la armonía con la naturaleza y un intercambio de experiencias nacionales sobre criterios e indicadores para medir el desarrollo sostenible en armonía con la naturaleza.
 

Antecedentes de la celebración

 
La celebración del Día Mundial de la Madre Tierra fue una iniciativa impulsada en 1969 por activistas ambientales de los Estados Unidos, liderados por el senador demócrata Gaylord Nelson, quien propuso la idea de una enseñanza a nivel nacional sobre el medio ambiente al mostrar su preocupación por la contaminación, la conservación de la biodiversidad, el calentamiento global y otras preocupaciones ambientales para proteger el planeta y sus recursos naturales.
 
Sin embargo, los antecedentes de generar una reflexión sobre los problemas medio ambientales y cómo solucionarlos se remontan a 1945, cuando el Servicio de Salud Pública de los Estados Unidos organizaron el Simposio de Ecología Humana. Allí se lleva a cabo una conferencia para realizar una asamblea o conferencia medioambiental para que estudiantes escucharan a científicos hablar sobre los efectos del deterioro ambiental en la salud humana.
 
La fecha del 22 de abril fue elegida para maximizar la convocatoria y participación en las universidades de los Estados Unidos, dado que la semana del 19 al 25 de abril no coincidía con los exámenes o las vacaciones de primavera en dicho país.
 

 
En aquella primera celebración participaron alrededor de 20 millones de personas en varias ciudades de Estados Unidos, quienes salieron a las calles, plazas, parques y otros espacios públicos, lo que marcó un hito histórico en los esfuerzos por cuidar el medio ambiente.
 
El éxito de la convocatoria y las posteriores movilizaciones a favor del cuidado medio ambiental rindieron fruto en los Estados Unidos, cuyo Congreso creó, en 1970, la Agencia de Protección Ambiental y aprobó la Ley de Aire Limpio.
 
Otros países sensibilizados por el cuidado ambiental crearon en años posteriores ministerios y entidades dedicados específicamente a este tema. 
 
En Perú, se creó oficialmente el Ministerio del Ambiente, el 14 de mayo del 2008, cuya función es el diseño, establecimiento, ejecución y supervisión de la política nacional y política sectorial ambiental.
 

Día de la Tierra en la actualidad

 
El Día Mundial de la Madre Tierra se conmemora actualmente en más de 100 países. Es motivo de inspiración para actividades políticas y comunitarias conducidas a renovar su compromiso con la protección del medio ambiente y el cuidado de nuestro planeta. 
 
 
Las actividades tienen como finalidad sensibilizar las situaciones ambientales, propiciando que los individuos sean elementos activos de un desarrollo sostenible, sustentable y equitativo con la finalidad de que la humanidad asegure un futuro más próspero.
 

Mensaje de las Naciones Unidas

 
En su mensaje por el Día Internacional de la Madre Tierra, el secretario general de la ONU, António Guterres, sostiene que es una oportunidad para reflexionar sobre el modo en que hemos tratado al planeta.
 
“La verdad es que no hemos sabido custodiar nuestro frágil hogar. Hoy, la Tierra se enfrenta a una triple crisis planetaria. La alteración del clima, la pérdida de naturaleza y biodiversidad, la contaminación y los residuos. Esta triple crisis amenaza el bienestar y la supervivencia de millones de personas en todo el mundo. Los componentes básicos de una vida feliz y saludable -agua limpia, aire puro, un clima estable y predecible- están sumidos en el caos, lo que pone en peligro los Objetivos de Desarrollo Sostenible”. afirma.
 
 
Sin embargo, considera que aún hay esperanza. “Hace 50 años, el mundo se reunió en la Conferencia de Estocolmo. Fue el inicio del movimiento mundial en defensa del medio ambiente. Desde entonces, hemos visto lo que podemos lograr cuando nos unimos. Hemos reducido el agujero de la capa de ozono. Hemos ampliado la protección de la vida silvestre y los ecosistemas. Hemos acabado con el uso de combustible con plomo, evitando así millones de muertes prematuras. El mes pasado emprendimos una iniciativa mundial sin precedentes para prevenir y eliminar la contaminación por plásticos”, destaca.
 
Resalta que el derecho a un medio ambiente saludable está ganando adeptos. “No obstante, nos queda mucho por hacer. Y debemos hacerlo mucho más rápido. Sobre todo, para evitar la catástrofe climática. Debemos limitar el aumento de la temperatura mundial a 1,5 grados. Pero estamos muy lejos de esta meta. Para poder alcanzar el objetivo de 1,5 grados, los Gobiernos tendrán que reducir las emisiones en un 45 % para 2030 y lograr la neutralidad en carbono para 2050. A partir de este año, los principales responsables de las emisiones deben reducirlas drásticamente. Esto significa que debemos apresurarnos a poner fin a nuestra dependencia de los combustibles fósiles. Y acelerar el despliegue de energías renovables limpias. Al mismo tiempo, debemos invertir rápidamente en la adaptación y la resiliencia, especialmente para las personas más pobres y vulnerables, que son quienes menos han contribuido a la crisis”, reflexiona.
 
Anuncia que en junio de este año el mundo se reunirá de nuevo en Suecia para la reunión Estocolmo+50. “Asegurémonos de que nuestros líderes demuestren la voluntad necesaria y tomen las medidas que haga falta para abordar esta triple emergencia planetaria. Porque no tenemos más que una Madre Tierra. Debemos hacer todo lo posible para protegerla”, concluye el mensaje del secretario general de la ONU.