Press "Enter" to skip to content

Rusia explica por qué ataca la infraestructura energética de Ucrania

El 12 de marzo, una refinería de Lukoil, una de las mayores petroleras rusas, fue objeto de un ataque con drones en la localidad de Kstovo

Las Fuerzas Armadas de Rusia lanzaron durante la noche un ataque masivo con armas de precisión contra instalaciones ucranianas de combustible y energía, informó este jueves el Ministerio de Defensa del país euroasiático.

Todos los objetivos fueron alcanzados durante el ataque, precisó la institución. Como consecuencia, se interrumpió el trabajo de las empresas militares ucranianas, así como el traslado de reservas a las zonas de combate y se obstaculizó el suministro de combustible a las fuerzas de Kiev. La ofensiva se llevó a cabo en respuesta a los intentos de Kiev de dañar instalaciones rusas de petróleo, gas y energía, señaló el Ministerio de Defensa.

El 12 de marzo, una refinería de Lukoil, una de las mayores petroleras rusas, fue objeto de un ataque con drones en la localidad de Kstovo, en la provincia de Nizhni Nóvgorod. Como consecuencia, se produjo un incendio en una de las unidades de la instalación. Al día siguiente, la refinería de petróleo de Riazán, propiedad de Rosneft, también fue atacada por drones.

Mientras, el jefe del Servicio de Seguridad de Ucrania (SBU, por sus siglas en ucraniano), Vasili Malyuk, reconoció a finales del mes pasado que desde hace más de dos años su organismo “golpea diariamente” a Rusia “en los puntos más dolorosos”, incluidas “refinerías de petróleo y otras instalaciones al servicio del complejo militar-industrial ruso”.

Por su parte, el secretario de Defensa de EE.UU., Lloyd Austin, advirtió el martes que los recientes ataques de Ucrania contra instalaciones rusas pueden afectar al mercado petrolero mundial. En este contexto, el alto funcionario instó a Kiev a centrarse en objetivos militares. “A Ucrania le conviene más ir a por objetivos tácticos y operativos que puedan influir directamente en la lucha actual”, expresó.