Press "Enter" to skip to content

Britney Spears y Sam Asghari completaron su divorcio en “términos amistosos”

Según Page Six, Britney se queda con “joyería personal”, además de retener las ganancias económicas que tuvo antes, durante y después del matrimonio

Britney Spears y el modelo Sam Asghari han finalizado oficialmente su proceso de divorcio después de nueve meses desde que se anunció su separación. La firma de los documentos pone fin definitivo a un matrimonio de 14 meses. Los papeles del divorcio fueron presentados por la abogada de Spears, Laura Wasser, y ahora solo espera la aprobación final de un juez, según informes de TMZ.

De acuerdo con medios internacionales, el acuerdo de divorcio se resolvió sin disputas respecto al acuerdo prenupcial firmado antes de su unión, el cual protege la fortuna de Spears, estimada en 60 millones de dólares. Page Six destaca que ambas partes mostraron una postura cooperativa y respetuosa durante este proceso. Asghari, a través de su abogado Neal Hirsh, decidió no oponerse a los términos preestablecidos, lo que indica un cierre amistoso a su corta vida en común.

Según Page Six, Britney se queda con “joyería personal”, además de retener las ganancias económicas que tuvo antes, durante y después del matrimonio. El tabloide agrega que otros bienes adicionales serán divididos de acuerdo con su acuerdo prenupcial.

Por el momento, tanto Spears como Asghari no han declarado directamente a los medios respecto a la firma de los términos de su divorcio.

 
Spears y Asghari comenzaron su relación en 2017 después de conocerse en el set del video de la canción “Slumber Party” de la famosa cantante. La pareja hizo pública su relación y en septiembre de 2021 anunciaron su compromiso, el cual se formalizó en una boda en junio de 2022.

El divorcio fue solicitado por Asghari el pasado agosto. Citó “diferencias irreconciliables” como argumento para su distanciamiento y señaló el 28 de julio como la fecha de separación. Además, el entrenador personal solicitó soporte conyugal y el pago de los costos legales derivados del proceso.

A pesar del fin de su matrimonio, el modelo expresó a través de una historia de Instagram su amor y respeto continúo hacia Spears, y además pidió comprensión y privacidad dado el difícil momento. “Después de 6 años de amor y compromiso mutuo, mi mujer y yo hemos decidido poner fin a nuestro viaje juntos”, escribió en sus redes sociales. “Nos aferraremos al amor y al respeto que nos tenemos y le deseo lo mejor siempre”.

En respuesta a los rumores y la especulación pública, el representante de Asghari aclaró que no existió ninguna intención de desafiar el acuerdo prenupcial ni de explotar la fortuna de Spears.
 


Spears, por su lado, también se manifestó en redes sociales y dijo estar sorprendida por el final de su relación de seis años. No obstante, expresó agradecimiento hacia el apoyo recibido durante este tiempo. La discrepancia en planes a futuro, especialmente en temas como la paternidad, fue uno de los aspectos que complicaron la relación, según fuentes cercanas a la pareja, llevando finalmente a su decisión de separarse.

“No estoy aquí para explicar los motivos, porque honestamente no es asunto de ustedes”, indicó en Instagram. “Pero, ¡no podía soportar más el dolor honestamente! De alguna manera telepática he estado recibiendo tantos mensajes de amigos que derriten mi corazón y les doy las gracias”.

Por otro lado, el acuerdo de divorcio no solo abarcó los recursos financieros de la pareja. El pasado agosto, ambos tomaron una decisión sobre la custodia de sus cinco perros. Asghari se convirtió en el único propietario de Porsha, un doberman que había comprado específicamente para Spears en octubre de 2021 con el propósito de “protegerla”. Por otro lado, Britney obtuvo la custodia completa de los otros cuatro canes, que incluyen un Pastor Australiano llamado Sawyer y un Yorkie llamado Hannah.

Be First to Comment

    Deja una respuesta

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *