Press "Enter" to skip to content

Buenaventura obtiene permiso para Yumpag: crece expectativa por Trapiche y San Gabriel

Director de Compañías de Minas Buenaventura espera que trámites y permisos no retrasen entrada en producción

En una reciente entrevista a “Diálogos Mineros”, espacio del Instituto de Ingenieros de Minas del Perú (IIMP), Raúl Benavides, presidente de directorio de Cetemin y director de Compañías de Minas Buenaventura, habló sobre los desafíos actuales y las expectativas para el futuro de la industria minera en el Perú.

En esta ocasión, la atención se centró en el proyecto Yumpag, en el cual la producción se vio abruptamente detenida debido a complicaciones burocráticas. 

Según Benavides, la gerencia de Buenaventura estuvo enfocada en desbloquear esta situación y en levantar las restricciones para capitalizar las inversiones realizadas a lo largo de los años. 

“(La mina) ha estado produciendo de manera piloto y, de pronto, por un tema burocrático nos pararon”, afirmó. 

No obstante, este lunes 18 de marzo Buenaventura recibió la autorización para explotar plata. 

El Ministerio de Energía y Minas, mediante la Resolución Directoral No. 0185-2024-Minem-DGM, resolvió aprobar el Plan de Minado del Proyecto Yumpag y autorizar las actividades de explotación del Proyecto Yumpag.

La autorización permite el minado ininterrumpido a 1,000 TPD, lo cual permitirá a la compañía alcanzar la producción estimada de entre 6.5 millones y -7.2 milones de onzas de plata para el 2024.

Los otros proyectos

Asimismo, Benavides destacó el proyecto en desarrollo en San Gabriel, un yacimiento de oro en Moquegua descubierto en colaboración con Gold Fields. 

A pesar de años de desarrollo, la empresa vislumbra un futuro prometedor en la extracción de cobre en la región. 

También, el proyecto Trapiche en Apurímac también fue mencionado por Benavides, con la esperanza de que los trámites y permisos no retrasen su entrada en producción. En cuanto a El Brocal, se informó sobre la expansión de las operaciones subterráneas, deteniendo temporalmente el Tajo Abierto. 

A pesar de los desafíos relacionados con presas de relaves y relleno de minas, la empresa se muestra optimista respecto a la continuidad de las operaciones a largo plazo.

Finalmente, se hizo referencia al proyecto Coimolache, que actualmente está culminando la extracción de óxidos y se prepara para transformarse en una mina de sulfuros de cobre, posicionando a Buenaventura estratégicamente en el mercado del cobre.

Benavides concluyó la entrevista expresando la apuesta de la industria minera hacia el futuro del cobre en Perú, con la esperanza de que las autoridades puedan superar los obstáculos burocráticos y acelerar el desarrollo de las empresas mineras en el país.

Be First to Comment

    Deja una respuesta

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *